14.9.06


Bazofia barroca, poema, cadena, amarra, nudo, haz, pelusa, araña enroscada,
incluye su presentación: es titulado ridículamente “Las Palabras”,
palabra que no será dicha, en adelante –gesto señalado por un paréntesis-
(de duración 3 seg.) ( leer en silencio) (Leer Como Título) (o sin más, leer)


(Las palabras) cuando no son leídas: son arena como el espejo de mi pieza.
(Las palabras) mientras no son leídas: son pelo enredado en el desagüe.
Tragado por la niña que crece.
(Las palabras) muertas no son leídas. Ya que no son (palabras) sino mareas distraídas.
Sirenas entópticas que insistimos en perseguir haciendo girar el mundo entorno al nervio,


-repetición- (Última letra suspendida en el osario / con cierta fruición en los dedos)


que ahora es un tubo multiplicado
en la micro sentado sobre el lomo de un libro encintado con nombre nuevo enguantado por una vagina tratado como pasta de dientes moldeado en el vacío dejado por la llama de una vela conjurado por una piedra anillo de poder agujereado por el deseo pesquisado desde un aro prefigurado por un recuerdo con cierta resonancia desde el hueco dejado por una o magnética


(Del párrafo reciente: no tiene caso: lectura opcional, los intervalos son equidistantes, intercala, lee dos veces cada vez,
intenta con cut-up) -volver-


¿El destino ocurre a los cinco, a los doce, a los diecisiete, a los veintitrés? Por ejemplo.


(las palabras) no tienen que ver con la memoria.
Así como el lápiz con la tecla.
Ni con la voz


-repetición-


a. Si en cambio, con el polvo.
Si en cambio, con el telar.
Si en cambio, con el crin de caballo.
Si en cambio, con el agua, sucia.
Si en cambio, con las esquinas de los rincones.
Si en cambio, con los pelos, insisto.


No tienen que ver con el sudor, ni, aunque no lo parezca, nada tienen que ver con el sol.


-repetición-


Pareidolia cabelluda
Rorschach del culo
Pessoar de memoriales
Cenizas detenidas en el aire por puntas de alfiler con sombrero de ojal.
Agujeros de gusano cubano
Ahogados tragados por flotadores, es decir, flotadores.


(Interrumpir la lectura con alguna acción: lectura nº1 un vaso de agua, lectura nº2 un estornudo falso, lectura nº3 un lápiz que cae al suelo, lectura nº4 rascarse la rodilla, o detrás de la axila, o debajo del cuello por la espalda, o el codo izquierdo con la mano derecha, lectura nº5 una idea perdida detrás de la mirada)


Disfruto pensando en la sirena como una especialidad del oficio de la talla de madera.


-repetición-


Coser es una práctica hermafrodita, coser el papel es el vandalismo político del velador de la madre. Publicado en Labores Femeninas. Donde se leería: hay escritura para nosotras! Y entre paréntesis: ¿sin desgarro?, y luego: te escribo por que no quiero dejarte ir.


dios (la palabra) es un bolo de pelo confeccionado bajo presión dactilar.
El pasillo de la micro es la arcadia de faldas y pantalones.
La patafísica es la madre soltera.
La cuántica es la hija adoptiva.
Etcétera.


Condones rotos por sociedades secretas
Genealogías patéticas, o sea
Oligarquías, clases políticas, artistas amantes de lo alemán, boutiques con grado académico.


-Esto sonará…tres veces mal- (mirar a la audiencia a los ojos / opcional)


Disfruto pensando en lo mal que escribo cuando estoy feliz
(Someter esta frase a análisis estadístico: ¿cuántas personas la están escribiendo en este mismo instante? Se presupone: muchas) Frase esquiva para el iniciado, esquiva para el escéptico, por igual.


Entonces esta escritura (léase lectura) a qué se asemeja.


-a repetición-


Al canto o al dibujo, reflexividad histérica o verborrea esquizoide, disculpa pletórica o aforismo de vereda. Escritura atonal silbada en la ducha, escala dodecafónica canturreada después de ver a la polola. Neurosis Fluxiana post estudios superiores. -Sacudir el dedo en gesto indicativo-
Teclas de máquina que suenan a exilio. Dientes chuecos recién puestos. Alitas de gorrión tatuadas con henna en los omoplatitos de una idea de ser mujer.
De una vuelta de sábana.



-mira hacia atrás, deshace lo hecho-



-deja de subrayar-



-haz caer el tiempo en la extensión del intervalo
(3 seg.)-



Apéndice 1.


De la arbitrariedad del lenguaje así como del despotismo numerario, sólo en este despiste de pares dialécticos de imágenes primas con cola de chancho, de las coincidencias y los calces espurios, me hago cargo borrando lo que ya no se ve escrito en la lista. Sea, ya está hecho.


De la memoria que pretende guardar esta textura, de unos des-hechos y otras decisiones tomadas, dejadas del lado de las decisiones primarias, por ser aquellas, lentas decantadas decisiones que se toman al final cuando ya todo ha acabado: recoger colillas de pitos por el suelo de un carrete desmayado, pensar en aquel momentum cantado por el boy george de la calle de nuestra arcadia nueva york: “yesterday is like tomorrow”.


Saudade ocultista, trajeada de escepticismo, encofrada y descubierta por pernos estudiosos, inscritos por no tan módicas sumas, creídos figuras del archivismo universal. Por lo demás se paga la familia, si es que el poeta botó su semen en tierra fértil. O si tuvo hermanos. O si tuvo, siquiera, a alguien.


O si es ella, la poeta...plegada contra si misma en gesto inasible curvará y quebrará el espejo negativo o caerá en la trampa; ha de ser a útero vacío que la poeta reniegue de la epístole y apunte contra sí una palabra vacilante: sonará a Maiakovski cayendo por el lecho cilíndrico de un pozo cuyo sin fondo es el espíritu hueco de la Tierra, que por ello nos adelanta a todos, en la muerte.


Apéndice 2.


Existe poesía bajo las siguientes medidas: En la medida de las matriculas. En la medida de las firmas recolectadas. En la medida de las fotos a cuerpo completo. A la medida de los saberes secretos. A la medida de la alcoba del maestro. En las medidas del lobby de la ONG. En la medida de mirar a la secretaria y decir está-tal. Muy importante es Dónde están guardadas las medidas, en qué carpeta y bajó qué medidas se resguardan. Bajo qué hombro descansan. Muy importante es no llevar lápices en los bolsillos.



Favor cumpla con las siguientes indicaciones al momento de su llegada, agradeceremos su competencia complacencia:


-repetición-


Llegue en ayunas.
Venga acompañado.
Traiga calzado adecuado.
No mire a los ojos al saludar.
Hable sólo con extraños.
Siéntase enamorado.
Raye y sobreraye las fotocopias, los papeles impresos.
Escriba con los oídos tapados.
Trapee el suelo si es necesario.
Ocupe recursos.
Maneje buenos tropos.
Haga como que no lee a nadie.
Recoja cosas de la calle.
Sólo aquellas que




-¿debo identificarme?
-Obvio, si no ¿qué ganas?
-Como se nota que no sabes nada de los mecanismos de la posteridad.
-Como se nota que no sabes nada de los mecanismos de la posteridad.

3 comentarios:

neobolchevike dijo...

Valdría la pena ( en sentido literal, capcioso y talvés incluso hermenéutico ) o la verguenza ( en su más magnánimemente injuriosa acepción ) conocer la gracia (o desgracia) del fastuoso hacedor de tan exotérica como incestuosa yuxtaposición verbal. "Y AL COMIENZO ERA EL VERBO... Y EL VERBO ERA ABSINTHE", car´e raja y caradura, pero no se levanten de sus mullidos cojines de seda persa (del mercado persa, a mucha gloria), ya que el gran juicio de los cuchillos de palo en casas de herreros arrianos, raros marranos-mascotas de salón de pérfidas remembranzas masonas mamonas, aún no despunta de la comisura pegajosa de mi playmate papel cuché o, en su sano defecto, la muy maraca de mariana martínez, léase porrora ad hoc, bonita-buena-barata, porcelana de pobre, opus puro dedo incrustado, oloroso a tufo de nicho anal, segmentado y distribuido en el ambiente más que enrarecido y profano del chilean kisch way, blondie mediante, baleduc oficiante, inframundo de torpes enunciaciones bajo el ombligo de los nuevos rameros hiperfashion, lindos caballeritos del zodíaco con la mano sucia rascando bolas ajenas y la mente limpia descifrando biblias de lujo con ilustraciones en bajo relieve, arrugando, arrugando suavemente, hidalgamente, soporíferamente, los mamelucos naranja guinda de los tradeunionistas del mal gusto en la boca, zorra mayor de los harekrisnas cismáticos y levantados de raja...como vuestro humilde servidor. Basta de excusas y excusados, de trivialidades gimnásticas y burdos decorados de ilustres fracasos privados, engendros-entes-cubículos-culebrones, espectaculares fes de erratas en el culo de la típica fuckin´machine de ese maravilloso y ocioso conchesumadre, fabricante clandestino de pura y cristalina fosia delirante y chorreante llamada LITERATURRA, perro buckoschxy, mucoski, mil veces perro-perro-perro: ese, ese, ese y no otro, tiene la maldita culpa de que existan descaradamente esbirros descarados, ostentosos de su flaqueza interior y sus opacas lunas menguantes...¿por qué, por qué chucha no naci mujer para arrancarte tu hedionda polla cirrótica a puro y ciego felatio? Pero no, falta mucho para eso y no queda tiempo...MIERDA.

as dijo...

poto
neobolchevique.

neobolchevike dijo...

Me encanta el poto...el de las féminas obviamente, y la vagina y las tetas. SORRY QUEEN, I´M A HARD-COOKED MAN!